sábado, 14 de mayo de 2011

algo tarde...


cuántas veces creí necesario aparentar ser fuerte para que no se colase ni un poquito de temor por las rendijas de mi coraza, hoy me descubro, me muestro, porque con la edad se aprende que tratar de engañarse es tan absurdo como pensar que puede engañarse a quién te conoce desde siempre...
hoy celebro que me has conocido bien, que me has querido con todos los defectos y que me has cuidado incluso cuando yo no sabía que fuera había peligro...
me mostraste mágicos tesoros brillantes que parecía imposible que se hallasen en viejas latas de hojalata, y me permitiste compartirlos contigo, esos tesoros que también yo trato de ir recogiendo para compartirlos el día de mañana con alguien chiquitito...

me alzaste en lo más alto, permitiéndome ver todo desde otra perspectiva cuando ni siquiera sabía pronunciar palabras bisílabas,
quisiste un niño que jugase contigo a futbol pero supiste conformarte con una pequeña que disfrutaba encontrando dulces en los más complicados escondites...
me enseñaste a mantenerme a flote mientras en tus ojos de colores podía ver como el mar llegaba hasta el horizonte y se volvía cielo,
me demostraste que todo tiene solución, que aunque seamos distintos el amor lo supera todo...
me enseñaste que los corazones grandes existen y que hay que cuidarlos bien porque son fuertes sí, pero a la vez delicados,
me has dado siempre más de lo que necesito, más de lo que nadie puede desear,
por eso hoy celebro que la vida nos siga regalando aniversarios como este...


Palma 13 de abril de 2011

.

4 comentarios:

Jorandres dijo...

Siempre es bueno agradecer, no importa la hora, mientras es sincero. Al final el corazón encontrará la paz.
La vida puede ser una terapia...

Salud!

Palabras al viento... dijo...

cuántas veces creí necesario aparentar ser fuerte.."

Cuántas veces me paso,me pasa,me va pasar..Uno siempre cree que mostrandose más fuerte el dolor no llega,pero es peor,mucho peor.

Saludos,debo decir que es la primera vez que veo tu blog, y la verdad me ha encantado :)

Pepe dijo...

Es un texto hermoso y conmovedor.
te dejo un abrazo grande!

Elena Martín Melero dijo...

gracias...

Jorandres, hay que agradacer siempre y hacer sentir a los demás que realmente estamos agradecidos...

Palabras al viento, bienvenido!!

Pepe, hacía tiempo que no escribía un post de este tipo, sienta bien :) otro abrazo para ti...